TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DE LAS MIODESOPSIAS.

Si alguna vez has visto manchas o filamentos que flotan en tu campo visual, no te preocupes, esto es algo bastante común y tiene un nombre: miodesopsias o flotadores. Se trata de opacidades en el humor vítreo, una sustancia gelatinosa que llena el globo ocular y proyecta sombras en la retina. Estas opacidades pueden parecerse a telarañas o puntos suspendidos en el campo visual.

Las causas de las miodesopsias son diversas. El envejecimiento natural del ojo y del cuerpo vítreo, que puede provocar cambios en su consistencia y estructura, es una de las razones más comunes. También pueden ser causadas por una alta miopía, lesiones oculares, cirugía de cataratas o de vitrectomía, y enfermedades oculares como el desprendimiento de retina o la retinopatía diabética.

Aunque por lo general no tienen efectos negativos, es importante saber que el tratamiento dependerá de la causa subyacente. Si son causadas por otra infección o condición ocular, probablemente se necesitará tratamiento. Por otro lado, si son causadas por la edad y no causan molestias, es probable que no requieran tratamiento.

Es importante estar alerta ante ciertos signos que podrían indicar un problema ocular importante. Si notas un aumento repentino de destellos de luz o pérdida de visión, debes consultar a un oftalmólogo para descartar la posibilidad de padecer algún problema ocular grave. Además, si los flotadores son tan densos que provocan visión borrosa, es importante busques atención médica lo antes posible.

En resumen, las miodesopsias o flotadores son una condición normal e inofensiva en la mayoría de los casos. Sin embargo, es importante estar atentos a ciertos signos que podrían indicar un problema ocular subyacente, por lo que, si tienes dudas, lo mejor es consultar con un oftalmólogo para recibir una evaluación profesional.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *