motivo para hacerlo.

caso de una madre que le quitó la vida a sus dos hijos identificados como Sofía de 5 y Dilan de 8 años, en la localidad de Curuzú, Cuatiá, Corrientes, Argentina.

María José Barrero, fiscal a cargo de este caso adelantó que la principal causa que las autoridades manejan para este caso fue una “venganza” por parte de la madre de los niños en contra del padre de los mismos, alegando un supuesto conflicto entre ambos previo a los hechos.

Ordenaron la prisión preventiva para la mujer y se espera por los resultados de las pericias psicológicas y psiquiátricas.

En concreto, la hipótesis que manejamos está avanzada. Tenemos elementos incautados y pericias que fueron enviadas para su análisis.

También se ordenó la prisión preventiva de Aldana Muñoz de 27 años, la mujer acusada de haber cometido el hecho”, comenzó diciendo la fiscal.Siguiendo la misma línea, añadió: “Hasta el momento permanece como imputable porque comprende la CR❙M❙N₳LIDAD de los actos que cometió, por eso se ordenó la prisión preventiva.

Las pericias psicológicas, psiquiátricas y de asistencia social toman un tiempo más, por lo que debemos esperar”.

Por otra parte, Barrero dio detalles de la situación actual del padre de los niños, al tiempo que se refirió sobre el vínculo que mantenía éste con la mujer acusada de quitarles la vida.

“El padre de los niños está atravesando una situación de duelo. Ni bien pudimos entrevistarlo, pudimos recoger datos necesarios para la causa. Él está muy consternado por perder a sus dos únicos hijos.

A su vez, él puede declarar en la causa por tener el interés de sus hijos en la misma”, dijo Barrero.Y añadió: “Pudimos comprobar que el padre y la madre de los niños convivían y eran pareja al momento del hecho.

Él se había ido a trabajar al campo en el momento en que ella decidió acabar con sus hijos”.

Lo que sorprendió con respecto a las declaraciones de la fiscal a cargo de la causa fue una declaración haciendo alusión a una posible venganza por parte de la madre de los niños contra el padre de los mismos

“La hipótesis que manejamos es que ella habría cometido el hecho a modo de venganza contra el padre de los niños. Estaban en pareja pero hubo una situación de separación ‘en puerta’ antes de los hechos.

No hay antecedentes de maltratos o agresión hacia los niños antes del hecho”, declaró la fiscal del caso.Y agregó: “Ella bloqueó a su familia en WhatsApp y aparentemente habría cerrado sus redes sociales.

Todavía no está comprobado esto último porque se lo está investigando. Ella está con prisión preventiva en el área de seguridad del hospital de salud mental San Francisco de Asís, ya que intentó quitarse la vida tras el hecho.

Es decir, que su vida corría riesgo y por eso se pidió la prisión preventiva”.Por otro lado, explicó: “Ella no tomaba medicación, y todavía no salieron los resultados de los exámenes en busca de posibles estupefacientes en su cuerpo”.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *